https://espalante.com/wp-content/uploads/2020/12/hero1.jpg

El caso de la joven de 18 años que fue abusada sexualmente por el propietario de un local del barrio Balvanera en Buenos Aires, Argentina, no solo ha causado la indignación mundial que ha hecho esfervescencia en las redes sociales, también provocó la reacción de organizaciones feministas nacionales e internacionales que abogan en pro de los derechos humanos.

A través de un comunicado público, refrendado por 215 ONG´S, activistas y miembros de la sociedad civil, entre ellas: Uquira, Venezolanas Globales, Cepaz y Ambar; exigen a los gobiernos de las naciones receptoras de migrantes venezolanas la implementación de políticas, destinadas a su protección.

Estas acciones, según Melanie Agrinzones, directora de la organización feminista venezolana, Uquira, deben fundamentarse en estudios con cifras sobre las mujeres migrantes que son víctimas de feminicidio, acoso y violación. Una vez que se tenga un diagnóstico, deben dictaminarse estrategias que incluyan campañas informativas de orientación, talleres que alerten sobre las condiciones de vulnerabilidad a las que son expuestas, en especial cuando se encuentran solas.

También exigen que los órganos de justicia en los países de acogida de la población migrante venezolana, sean sometidos a capacitaciones  continuas sobre el tema de la violencia de género para que tomen decisiones apegadas a la ley y en pro de los derechos humanos.

De acuerdo con Agrinzones, las exigencias expuestas en el comunicado se basan en las recurrentes denuncias sobre violencia, acosos tratos discriminatorios y xenófobos de los que son víctimas las mujeres venezolanas en los países que las reciben.  “Hemos documentado casos de jóvenes que son objeto de humillaciones en los puestos de trabajo, que las acosan sexualmente porque en muchos casos los empleadores no la contratan por su talento, sino para explotarlas laboral y sexualmente. Recientemente, una excompañera de trabajo, se mudó a Chile y se tuvo que cambiar en varias oportunidades de empleo porque los jefes la perseguían: la llamaban por teléfono fuera del horario laboral para invitarla a salir con otros fines. Hasta que finalmente ella optó por trasladarse a Colombia para vivir con sus padres”, explica la activista.

“La mujer venezolana en el exterior está estereotipada, la ven como un símbolo sexual. Las sociedades no reconocen que además de tener un buen cuerpo o una cara bonita, tienen talento y deben ser tratadas con respeto, además de ofrecerles oportunidades que les permitan crecer. Muchas mujeres migrantes venezolanas llegan a los países de acogida sin papeles, sin dinero y sin trabajo estable y sin orientación sobre los sitios donde puedes acudir para buscar trabajo. Esta situación las convierte en presas fáciles de los explotadores”, expresa.

https://uquira.wixsite.com/misitio/post/comunicado-derecho-de-las-venezolanas-en-movilidad-a-una-vida-libre-de-violencia

Violencia en ascenso y sin control

El documento expone que la situación de violencia contra la mujer migrante se ha agravado al punto de que se han registrado feminicidios. El Centro Venezolano de Justicia y Paz (Cepaz),  ha contabilizado de enero a noviembre de 2020 un total de 56 asesinatos de mujeres en el exterior. Otra cifra destacada es la proporcionada por el Observatorio de Criminalidad del Ministerio Público de Perú. El ente reveló que durante el año pasado, 18 mujeres fueron víctimas de feminicidio. De esa cantidad, 15 fueron peruanas y 3 venezolanas.

En México aunque no se llevan registros de mujeres venezolanas víctimas de agresiones, se han reportado situaciones que han encendido las alarmas. En los sitios de trabajo, se han registrado denuncias de mujeres que han sido víctimas de persecuciones por parte de sus superiores. Ese es el caso de una joven de 23 años, quien trabajaba en un Call Center, ubicado en el centro de la Ciudad de México. La mujer comentó que desde el primer día de trabajo, su jefe inmediato comenzó a halagarla por su belleza, a los pocos días le dejaba chocolates en su lugar de trabajo.

A ella le incomodaba esas actitudes y le dijo que no le interesaba. El hombre no se detuvo. Cuando terminó su turno la llamaba para invitarla a salir. Le decía: no te hagas de rogar, vamos a salir. Mira que muchas desearían estar en tu lugar, pero a mí me interesas tú”. La muchacha fue clara y le dijo: aléjate de mí y respeta. Habló con el gerente de la empresa, pero solo le dijo: “no le hagas caso, es que él es así, ignóralo”.

El acoso no cesó hasta que ella se vio obligada a renunciar. Esta práctica es recurrente en el país azteca y ha obligado al personal de Recursos Humanos de las empresas a enviar formularios a los empleados para que denuncien este tipo de situaciones. También han organizado charlas informativas sobre qué hacer si eres víctima de acoso por parte de un compañero o un superior.

En las páginas de Facebook de Venezolanos en México abundan supuestos avisos de empleo que tienen textos como este “solicito chica, preferiblemente venezolana, con buen cuerpo y excelente actitud de servicio para trabajar en un restaurante”. Algunos administradores eliminan ese tipo de publicaciones y recuerdan a los demás miembros evitar este tipo de publicaciones. Mientras que otros las ignoran, pese al peligro que ello implica. También hay quienes entran a esas redes para anunciar como si se tratara de un clasificado: “Busco novia venezolana”, “Las venezolanas son muy guapas ¿cómo hago para encontrar una?”.

“Este tipo de comentarios son muy comunes en las redes. En mi caso particular, opto por eliminar a los hombres que ingresan a la red y piensan que las venezolanas están a la venta. Yo por lo general recomiendo a las mujeres del grupo que busquen empleo en las bolsas de trabajo oficiales. Las ofertas que emiten las redes no son confiables en la mayoría son estafas y algunas se prestan para la trata de blancas”, dice Luis Arteaga, administrador de un grupo de Facebook de venezolanos en el país azteca.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
¿Necesitas Ayuda?
Hola, ¿en qué podemos ayudarte?